Si todavía no has probado el servicio de photocall con impresión y estás pensando en esta posibilidad para amenizar un acontecimiento, te explicamos 10 razones que te servirán para tenerlo claro.

  1. Es un servicio divertido para cualquier momento del evento

Ayuda a dar un punto de distensión a cualquier acontecimiento, también en cualquier momento: durante la llegada, cuando entran los invitados, ayuda a romper el hielo, puesto que los participantes se lo pasarán muy bien posando de manera divertida, interactuando entre ellos. Incluso llegarán a hacer bromas, cuando menos lo pensaban. También es interesante durante el acontecimiento, o para dar el punto final y despedirse entregando un recuerdo con un toque distendido.

  1. Incluye atrezzo para animar cada foto

Ponemos a disposición de los participantes un amplio kit de atrezzo con complementos divertidos y alegres como por ejemplo gafas, sombreros, bigotes, pelucas de colores, etc. Es interesante saber que incluimos elementos que ayudan a hacer perder la vergüenza, como, por ejemplo los antifaces. Como ventaja complementaria, hay que subrayar que todos los elementos de atrezzo son muy rápidos de poner: en un momento, con solo dos elementos, cualquier persona cambia su aspecto y pasa a tener una imagen divertidísima, sin que sea necesario ningún vestuario. Más fácil, imposible!

Si deseáis dar un tono más formal al photocall, también se puede realizar sin atrezzo; ofreceréis igualmente una experiencia relevante.

  1. Perfecto para todo tipo de acontecimientos

El photocall con impresión es un servicio muy adecuado para un amplio abanico de eventos, tanto para empresas, como para el ámbito privado: bodas, cumpleaños, inauguración, convención, encuentro informal… Las asociaciones de empresarios, grupos culturales, AMPA’s, asociaciones diversas también pueden dar un cariz especial a sus encuentros, ofreciendo un rato divertido a sus participantes y asociados.

  1. Ofrecéis un obsequio sin coste a cada invitado

Para dar un valor añadido al acontecimiento, hay que apostar de manera decidida por la inmediatez. El hecho de entregar una foto impresa a cada participante en el momento es una de las claves del éxito. Nadie tiene que esperar, las fotos se entregan en mano. Además, como que cada persona puede disponer de una impresión al momento, ¡todo el mundo quiere una! Esto es especialmente interesante en las bodas. Un recuerdo que siempre perdura.

  1. Fotografía de calidad

Sabemos que siempre hay que elegir un servicio de fotografía que ofrezca unos estándares de calidad. Esto hace referencia, tanto al fotógrafo, que tiene que ser profesional, al equipo de iluminación de estudio, así como a los elementos de atrezzo que se ofrecen. También hay que pensar en la calidad de los fondos que se utilizan en aquella sesión y de las impresiones fotográficas que se entregan. Además, como valor añadido, si disponéis de una galería web privada el día después del evento, es un plus que podéis ofrecer a vuestros usuarios. Por todos estos motivos es tan importante elegir bien el proveedor.

En photocall.cat entendemos que hay que tener en cuenta todos estos detalles, por eso muchos usuarios nos recomiendan y nuestro servicio de photocall con impresión es de los más solicitados de nuestra web. Podéis obtener más información aquí y os atenderemos con mucho gusto.